Borat regresa para entrarle duro al tema Kanye

Borat está de vuelta

No cabe duda que en el mundo del entretenimiento hay personajes bastante controversiales. Tenemos varios ejemplos de actores que crearon papeles que simplemente nos dejan con el ojo cuadrado –para bien y mal– y sin duda, Borat puede entrar en esta lista, porque lo que ha hecho Sacha Baron Cohen con este tipo es alucinante. Pero aunque ustedes no lo crean, el periodista kazajo regresó para tirarle a todo el mundo, hasta a Kanye West y… ¿Donald Trump?

Como recordarán, después de un buen rato sin verlo en la pantalla grande, el actor británico trajo de vuelta al reportero en 2020 para lanzar una nueva película. Desde entonces, Baron Cohen continuó con su carrera, trabajando en cintas como The Trial of the Chicago 7 –por la que se llevó una nominación a mejor actor de reparto en los Oscar– y Luca. Sin embargo, ahora volvió para dar vida a este personajazo y llamar la atención de todo Hollywood.

Resulta que este 4 de diciembre, Sacha Baron Cohen apareció en la afterparty del Kennedy Center Honors, el más alto honor otorgado desde 1978 por el gobierno de Estados Unidos a la excelencia en logros culturales. Pero más allá de los discursos, lo más destacado de la ceremonia de tres horas fue el regreso de por la puerta grande de Sacha Baron Cohen como Borat en el marco del homenaje a U2.

De acuerdo con Deadline, el personaje de Baron Cohen señaló al presidente de Estados Unidos entre el público y le tiró carrilla tanto a él como a la primera dama: “Me han dicho que el presidente está hoy aquí. ¿Dónde está usted, señor Trump? No tiene muy buen aspecto”. Más adelante y según la misma fuente, las cámaras captaron a Joe Biden, quien estaba sentado en el palco presidencial con su esposa Jill Biden, e inevitablemente soltó la carcajada.

Después de esto, Borat continuó dando un mensaje importante sobre el antisemitismo, un tema del que Sacha Baron Cohen ha sido muy crítico por la propagación de discursos de odios en las redes sociales. Y por ahí, bajita la mano, aprovechó para burlarse de Kanye West y las palabras

“Debo decir que estoy muy disgustado por el antisemitismo que hay hoy en Estados Unidos. No es justo. Kazajistán es la primera nación que aplasta a los judíos. Dejad de robar nuestra afición. Dejen de robar. Su Kayne. Intentó mudarse a Kazajistán e incluso trató de cambiar su nombre a Kazajistán-ye West. Pero le dijimos que no. Es demasiado antisemita incluso para nosotros”.

Aunque el humor era el normal para una película de Borat, era un poco más atrevido para una ceremonia de los Kennedy Center Honors. Para terminar, el personaje de Sacha Baron Cohen homenajeó a U2 refiriéndose al grupo como “Me Too” y tras leer un mensaje de sus padres en kazajo, hizo reir a muchísimas personas, pues hizo referencia al disco de la banda que regalaron junto a Apple y que hasta la fecha, sigue en nuestra biblioteca musical contra nuestra voluntad. “Se traduce como ‘Por favor, quiten su miserable álbum de mi nuevo iPhone 6′”.