¿Sabes quién es Jeffrey Dahmer?

Les dejamos la historia de la nueva serie de Netflix

¿Andan viendo la serie en Netflix? Acá les contamos un poco sobre Jeffrey Dahmer, el asesino de Estados Unidos mejor conocido como el “Carnicero de Milwaukee”, quien oficialmente mató a 17 personas, desmembrándolas y comiéndose sus cerebros.

Queremos contarles un poco sobre la historia de Jeffrey Dahmer, un asesino que causó terror en Estados Unidos entre los setenta y noventa por asesinar a hombres y niños, con los cuales también practicó necrofilia y canibalismo.

¿Infancia? “No hubo nada”, respondió al agente Robert Ressler (hay un personaje basado en él en la serie Mindhunter), según ABC Historia. Sin embargo, de acuerdo con las investigaciones de las autoridades, tuvo una niñez tranquila, llena de cariño por parte de sus padres, a comparación de otros asesinos seriales que sufrieron de abusos físicos y mentales durante esta etapa de su vida.

“Por eso su caso es totalmente extraño, porque se convirtió en un asesino cuando, hasta bien entrada la adolescencia, no tuvo ningún problema familiar”, explicó Chris Campos a ABC, periodista especializado en estos casos.

Gregorio Doval, en el libro “Los grandes asesinos de la historia”, señala que Jeffrey Dahmer, a los 10 años de edad, empezó a torturar a pequeños animales que cazaba en un bosque que se encontraba cerca de su casa, y luego juntaba y limpiaba sus huesos.

Además, según Chris Campos, igual coleccionaba animales muertos que encontraba en la carretera. Sería en la adolescencia que incrementarían estos comportamientos en él.

Algo que Dahmer confirmó, pues aseguró que le encantaba hacer este tipo de cosas cuando tenía entre 15 y 16 años de edad. Pero mencionó que su fascinación aumentó cuando, en una clase de biología, le hicieron abrir a un lechón.

Aunque el momento que siempre contó fue cuando recogió el cuerpo de un perro para quitarle la carne y reconstruir su esqueleto: “Pero no llegué a hacerlo. No sé cómo empecé a meterme en esto; es una afición un poco rara”, dijo al agente Ressler.

Igual indican los periodistas e investigadores que por estos años Dahmer descubrió que le atraían los hombres, justo en una época en la que la homosexualidad no era bien vista en Estados Unidos, por lo que intentó reprimir sus emociones.

Lo preocupante es que comenzó a mezclar su deseo por matar con fantasías sexuales, ya que imaginaba relaciones con hombres a los cuales después asesinaba. Y no, no fue con un psicólogo para tratar estos pensamientos; recurrió a las bebidas alcohólicas.

Sumado a todo esto, hubo un hecho que influyó en Jeffrey Dahmer: el divorcio de sus padres, lo que provocó que además de beber, recurriera a las drogas.

El primero de sus 17 asesinatos confirmados fue cuando tenía 18 años de edad y estaba solo en su casa porque sus papás lo habían abandonado. Por eso decidió salir en su coche a tomar y en el viaje se topó con Steven Hicks, un joven que buscaba que alguien lo llevara haciendo “autostop”.

¿Qué pasó después? Dahmer contó a Ressler, según el sitio Criminalia, que antes ya había tenido la fantasía de encontrar a un “hombre guapo” haciendo autostop, tener relaciones sexuales con él, por lo que aprovechó este encuentro.

No buscaba a nadie, pero a un kilómetro de casa, lo vi. Hacía dedo. No llevaba camisa y era guapo. Me sentí atraído por él. Pasé por delante de él, frené y pensé: ‘¿Qué hago? ¿Lo hago subir o no?’ Le pregunté si quería fumar un porro y él respondió: ‘¡Estupendo!’ Fuimos a mi habitación, bebimos unas cervezas y en el rato que pasamos juntos vi que no era gay, contó.

No sabía cómo retenerlo, más que agarrando la barra de las pesas y golpeándolo en la cabeza. Luego lo estrangulé con la misma barra (…) Estaba muy asustado por lo que había hecho. Anduve un rato de un lado para otro por la casa. Al final me masturbé (…) Más tarde bajé el cadáver al sótano”, agregó.

Después de eso, contó que al siguiente día compró un cuchillo de caza con el que le abrió el vientre y luego se masturbó otra vez. Cuando el agente le preguntó qué le excitó, él respondió que sus órganos internos, que el hecho de haberlo destripado.

Y lo demás… Ya lo verán en Netflix.